Sobre el yoga y la religión

Hoy quiero hablar sobre un tema que todavía despierta dudas y controversia hoy en día: yoga y religión. Aunque el yoga está cada vez más presente a nivel mundial, todavía se suele escuchar que su práctica tiene una relación con la religión.

Para poner un poco en contexto, puedes leer este artículo sobre las religiones de la India. El yoga tiene su origen en la India, en el periodo védico (hace aproximadamente 5.000 años). Por eso tiene conceptos en común con el hinduismo, el budismo y el jainismo, religiones que comparten el mismo origen. El yoga aparece en diversos textos sagrados del Hinduismo, y comparte conceptos o símbolos. Pero no es una religión.

El yoga se basa en experiencias no en creencias

El yoga, para comenzar, no se basa en creencias, sino en experiencias. Creo que es lo más destacable y la gran diferencia con las religiones: no hay que creer, ni tener fe; se trata de experimentar los resultados de unas prácticas y técnicas. Por tanto, cada experiencia es única y totalmente libre de la experiencia de otras personas, maestros o gurús.

Este sistema de prácticas y técnicas están descritas en los textos sagrados de origen hindú, pero puedes practicar, estudiar y creer en los beneficios del yoga sin vincularlo a la religión hindú. Y muchas personas practican yoga y meditación teniendo fe en otra religión, no es incompatible.

El objetivo último del yoga es tanto alcanzar la iluminación (Nirvana), la liberación (Moksha), la unión con la consciencia superior (Samadhi), o calmar la mente, como lo describe Patanjali. Por tanto, no requiere una búsqueda única, sino que está abierta a diferentes sendas, válidas todas, respetables y que sólo dependen de la experiencia del sadhaka (practicante de yoga).

El yoga es una práctica espiritual, no religiosa

El objetivo del yoga es elevar nuestra consciencia, por eso se trata de un camino de crecimiento interior, espiritual.

El yoga abraza todo, no limita. Es una filosofía de vida, que se compone por unas prácticas, actitudes y compromisos con uno mismo. Es una forma de vivir, no se trata del dominio de las técnicas en la esterilla, sino que sus prácticas se llevan al día a día, pudiéndose integrar en cualquier tipo de vida (no es necesario estar retirado del mundo en una cueva).

En mi plataforma de yoga y meditación, XLY Studio, dedicamos cada mes a un propósito diferente para entender el yoga más allá de lo físico. Te invito a que pruebes para que veas que no se trata de ninguna religión, si no de una herramienta de bienestar. Cada mes reflexionamos sobre diferentes temas (mente positiva, la motivación, la energía de la madre, la slow life,…) desde un punto de vista espiritual, de crecimiento personal. Pero no religioso.

¿Qué es yoga entonces?

Es una técnica psico-corporal que nos lleva a vivir de forma más serena, con contento, calma interior y compasión hacia todos los seres. Con una actitud, motivación y perseverancia en el propio camino, a través de la ecuanimidad.

Entonces, el yoga nos invita siempre a la reflexión, a cuestionarnos constantemente, al discernimiento. A ver nuestro ego, no alimentarlo, para poder experimentar la unión, la consciencia y poder volver una y otra vez a lo esencial, cultivando nuestras virtudes.

Es importante saber distinguir lo que es yoga de lo que no es. Saber diferenciar el ejercicio físico o deporte, del yoga como camino interior y espiritual, del cual no puede separarse. Puedes saber más sobre esto con la serie The Path de XLY Studio, mi plataforma de yoga y meditación. Mira el tráiler

Tomado de: https://bit.ly/3GhVbtV

Hola ¿En que puedemos ayudarte?